miércoles, 2 de agosto de 2017

La señora Stendhal - Rafel Nadal



Título: La señora Stendhal
Autor: Rafel Nadal
Publicación: Destino, junio de 2017
Páginas: 282

Cuando el último día de la guerra una bala se lleva la vida de una joven madre en un tiroteo en la plaza de Sant Pere de Girona, el destino de Lluc queda para siempre atado al de la señora Stendhal, que lo criará cómo si fuera hijo suyo. La fuerza de la madre adoptiva, la rebeldía del joven Dani y la sabiduría del abuelo Dídac acompañarán la mirada inocente del niño por un paisaje cargado de emociones y promesas. Hasta que choque con el ansia de venganza de los ganadores, decididos a saldar cuentas. Después del éxito internacional de La maldición de los Palmisano, Rafel Nadal vuelve a la posguerra con su obra más madura; una novela, entre realidad y ficción, que cierra el ciclo del autor sobre los bandos, el destino y la libertad individual.

Mis impresiones

A Rafel Nadal lo conocí con su novela anterior titulada La maldición de los Palmisano, que fue una saga familiar ambientada en Italia que disfruté ampliamente. Su última publicación representa una historia completamente diferente aunque conserva muchas de las características que me encantaron en la anterior.

“En el pueblo, los mandamientos de la ley de Dios eran dos: Sabater y Ros. Antonio Sabater y Pere Ros, los dos grandes terratenientes de la comarca, eran propietarios de la mitad de las tierras, se alternaban en la alcaldía, aplicaban las leyes a su conveniencia y se aseguraban el control del pueblo.”

La historia comienza en Girona en 1990, cuando el narrador de esta historia se refugia de un diluvio en una librería del barrio antiguo. Allí encuentra una antigua postal que le hace rememorar el pasado. La primera persona que le viene la mente es la señora Stendhal.

De esta forma retrocedemos en el tiempo hasta pocos años después de finalizar la Guerra Civil. El último día de la contienda fue el mismo en que murió la madre de un muchacho llamado Lluc que queda huérfano y pasa a vivir con la señora Stendhal, con su hijo adolescente Dani y con el abuelo Dídac. Esta familia representa al bando de los vencidos y el abuelo ha podido bajar de los montes en donde se tuvo que refugiar tras la caída de la república pero las cosas aún no están demasiado en calma. Vencedores y vencidos seguirán siendo enemigos y aún tienen muchas cuentas que saldar.

Y así veremos como transcurre la vida en esa época desde la perspectiva de un niño que ha perdido a su madre y que es acogido por otra familia que le trata como si fuera la suya propia. Pero es una familia que ha perdido la guerra y que tienen que sufrir el autoritarismo y el abuso de poder del bando franquista. Desde la casa de la carretera de los árboles en la que viven van viendo pasar la vida y comprobando que nada ha terminado aún. Porque el odio sigue vigente. Porque la guerra ha terminado pero no hay paz para nadie.

Rafel Nadal consigue ambientar muy bien la novela y que comprendamos perfectamente el ambiente de represión que se vivía en los años cuarenta en España. En un pequeño pueblo de Cataluña dos hombres se hacen con el poder y manejan a su antojo a todo el pueblo imponiendo sus ideas e incluso robándoles lo que les pertenece. Una ambientación perfecta  que permite que se evidencien estas relaciones entre ideologías contrarios. Al ser un lugar tan pequeño era inevitable saber en qué lado había luchado cada uno y es algo que se recordaría durante años. 

Pero más a allá de bandos creo que con mucho acierto Rafel Nadal consigue eliminar ciertos estereotipos de unos y otros rompiendo algunos clichés que nos vendrían de momento a la cabeza aunque nos ponga de lado de una familia republicana. Claro que para ello utiliza los personajes dotándoles de ideales propios y sobre todo más humanos que políticos. Nos habla de justicia, de deseo de venganza, de la ambición y las ansias de poder. Pero lo más importante es que nos enseñan que las cosas pueden tener una apariencia diferente a lo que realmente son. Iremos conociendo secretos y mentiras que cambian la vida de sus personajes

La señora Stendhal está narrada por Lluc, su protagonista, que al comienzo es solo un niño inocente que ve que suceden cosas que no comprende muy bien a su alrededor. Ve los silencios de la que ahora le trata como un hijo o la mirada perdida del abuelo cuando reciben ciertas visitas y sin embargo no les encuentra explicación. Poco a poco veremos como el niño crece, como abre los ojos y como decide lanzarse al mundo e intentar librar su propia guerra. Sin embargo con el tiempo y ciertos actos comprenderá cosas muy importantes, algunas sobre su familia, representando una lección de vida que no podrá olvidar.

En tiempos de guerra los hombres salían a luchar y las mujeres se quedaban en casa luchando de otra forma. Contra la guerra, contra el miedo y el hambre con sus hijos a cuestas y el enemigo al lado. Después muchos hombres subieron a los montes y ellas tuvieron que seguir pagando las consecuencias. Un buen ejemplo es la señora Stendhal, la que da nombre a la novela. Una mujer que se queda sola con su hijo aunque más tarde podrá recuperar a su padre. También una mujer que acoge a Lluc con todo el cariño del mundo tratándole como a un hijo más. Otros personajes más son el abuelo Dídac, cuyo comportamiento es más moderado y al margen de lo que los demás representan. Se ha resignado a callar y guardarse el dolor, la rabia y la impotencia o el joven Dani, que aún cree que algo puede cambiar en el mundo y se caracteriza por su rebeldía.

Aunque pueda parecer que la historia ya la hemos visto otras veces, que es más lo mismo a mí su desarrollo me ha sorprendido, sobre todo el último tercio de la novela en el que pasan cosas inesperadas y que dan un poco la vuelta a las cosas. Matiza y suaviza muchos de las cosas que hemos leído y pensado.

Me gusta la forma que tiene Rafel Nadal de abordar y contar sus historias. Con naturalidad, sencillez y prescindiendo de florituras innecesarias creo que es capaz de llegar al lector. Una novela donde los silencios deben ser rellenados por el autor porque en ocasiones son tan significativos como las palabras. Y a veces estas llevan por mentiras o secretos que cambian las perspectivas de las cosas.

Conclusión

La señora Stendhal es un buen retrato de una época difícil para muchos hombres y mujeres a los que les tocó vivirla visto desde la perspectiva de un niño y su transición a adulto. Una novela de emociones contenidas que se lee a gusto, que nos presentan unos personajes interesantes y una trama que va a más y que sorprende en algunos momentos.
 


13 comentarios:

  1. No he leído nada del autor pero no me importaría empezar por este libro.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Hola,

    ¡Qué bonita reseña! En cuanto al libro, a mí me gustó algo menos, tal vez porque La maldición de los Palmisano me gustó tanto que llevaba las expectativas muy altas con este, creó que se me quedó algo corto. A destacar, como bien dices, la prosa de Rafel, es maravillosa tal vez por su sencillez.

    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Una reseña fabulosa!! Y el libro me encanta, ya me había fijado en él.

    Besitos 💋💋💋

    ResponderEliminar
  4. La sinopsis me atrae, así que no lo descarto para nada :)

    ResponderEliminar
  5. Este libro no me convence del todo. El tema de la posguerra no me atrae demasiado, y no dudo de su calidad, pero prefiero leer otra cosa.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Con la reseña de Eyra me desanimé algo y con la tuya vuelvo a remontar. Lo tengo pendiente desde hace meses. A ver si no pasa del verano.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  7. Tengo su anterior novela pendiente, pero creo que voy a añadir esta también porque me encantan las historias ambientadas en la posguerra y esta tiene buenísima pinta y visto que te ha gustado, pues no me lo pienso. Un saludo!

    ResponderEliminar
  8. Ya he leído más guerras y post guerras este año de las que hubiera querido, este lo dejo pasar. Y mira que el ambiente rural me gusta pero no. A otra cosa.

    ResponderEliminar
  9. Pues como dices es un tema muy tocado en nuestra literatura pero yo no he leído mucho sobre él, así que esta historia me resulta muy atractiva. Además que nos lo cuente un niño creo que le va a dar un toque muy interesante.

    Besitos

    ResponderEliminar
  10. No me importaría leerlo, creo que es una historia que disfrutaría
    Besos

    ResponderEliminar
  11. No me llama la atencion, lo dejo pasar.

    Saludos

    ResponderEliminar
  12. La novela está ambientada en una época histórica que no me are en exceso, por eso la vy a dejar pasar y así no acumulo lecturas pendientes. Besos

    ResponderEliminar
  13. Es un libro que no me importaría leer aunque quizás me llame más su anterior novela

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!