viernes, 28 de julio de 2017

Tú no eres como otras madres - Angelika Schrobsdorff



Título: Tú no eres como otras madres
Autora: Angelika Schrobsdorff
Publicación: Periférica y Errata Naturae, marzo de 2016
Páginas: 592

La narración de Angelika Schrobsdorff recons­truye la vida real e inconformista de su madre, una mujer nacida en una familia de la burguesía judía de Berlín, liberada de los prejuicios de su tiempo y deseosa de casarse con un artista (y no con el «exce­lente partido» que le han buscado, un comerciante opulento y maduro). Así, Else vivirá de lleno el nacimiento de un nuevo mundo junto a la culta bohemia berlinesa de los «locos años veinte», un periodo en el que tendrá tres hijos de tres padres diferentes, fiel a las dos promesas que se hizo de jo­ven: vivir la vida con la máxima intensidad y tener un hijo con cada hombre al que amara. Ésta es, por tanto, la historia de una mujer singular y sedienta de independencia, que será arrollada por aquello mismo en lo que se negaba a creer al principio: el presente. Sin embargo, en la dura prueba del exilio, Else encontrará una realidad nueva y reveladora tras una vida que hasta entonces ha estado ente­ramente dedicada a las fiestas, los viajes y el amor.

Tú no eres como otras madres es un «relato real», como la Suite francesa de Irène Némirovsky, que nos sumerge por completo en una vida extraordinaria y nos hace partícipes de toda su riqueza y exaltación, revelándonos a través de esa existencia toda una época: los conciertos de música clásica y las novelas de Stefan Zweig, los cabarets y la pintura moderna, el nazismo y sus terribles leyes raciales… Así como tantos y tantos personajes que existieron durante ese tiempo de irrepetible pasión y energía, y que pasan por estas páginas fascinantes: soñado­res, artistas, agitadores, conspiradores, campesi­nos, espías, criados, intelectuales, falsificadores…

Mis impresiones

Tenía muchísimas ganas de leer este libro por las opiniones tan positivas con las que me había encontrado y porque pensé que era un libro hecho a medida para mí. Han dicho de ella que era el libro del año, recomendada además por críticos y libreros. Sin embargo, yo me equivoqué en la elección. Y ahora os explico el porqué.

“Hoy, 30 de junio, día de su cumpleaños, he sacado de mi baúl del pasado el librito largo y estrecho. Es de pasta dura con ornamentación marginal en negro y oro e inscripción en letra dorada.”

Así comienza a contarnos Angelika Schrobsdorff a contarnos la vida de su madre, Else Kirschner, desde finales del siglo XIX y principios del XX. Es una biografía novela por lo que todo lo que cuenta es real. Y así conocemos a Esle, una judía alemana de clase acomodada en Berlín que decide renunciar a casarse con el hombre que sus padres han elegido para ella y hacerlo con un artista, para más inri cristiano, del que se ha enamorado. Else siempre demostró mucho carácter pero es a partir de las vivencias con su marido cuando comienza a contemplar el mundo con otros ojos. En parte decepcionada hará de la libertad una forma de vida. Tendrá la oportunidad de vivir muchísimas experiencias aunque a veces tenga que pagar un precio alto.

Mientras, en Alemania va afianzándose el nazismo y la pérdida de derechos de los judíos hacen tomar a Else una decisión.

Tú no eres como otras madres me ha parecido un buen libro pero con el cual hay que tener paciencia. Llegué a él con las expectativas muy altas y leí la primera mitad de la novela realmente entusiasmada. Me estaba gustando muchísimo y de repente me desinflé. No se la razón (no creo que fuera otro caso de expectativas incumplidas) pero la historia comenzó a hacerse demasiado lenta e incluso aburrida en algunos momentos puntuales. Quizás mi estado de ánimo cambió. Aún no lo sé y raras veces me ha pasado esto.

Else, como personaje, es fantástico. Es atractiva, carismática, rebelde, con una personalidad arrolladora, determinada, y leer como fue su juventud me pareció apasionante. Fue una mujer adelantada a su época que vivió el amor y el sexo con completa libertad a pesar de que no estaba bien visto. Incluso llegó vivir en su hogar en una situación nada convencional (con su marido y el amante de esta y su propio amante más los hijos que iba teniendo con diferentes hombres pues desde el principio tuvo la idea de tener un hijo con cada hombre que amara), que creo que incluso a día de hoy resultaría escandalosa. Poco a poco vemos como el personaje va cambiando, se desilusiona, tiene miedo, pasa penurias y la vida que ha llevado hasta el momento se desmorona sumiéndose en las sombras.

Tú no eres como otras madres es también un buen retrato de la sociedad alemana de principio del siglo XX, la Gran Guerra y lo que ocurrió hasta llegar a la II Guerra Mundial. De fondo a las vivencias de los personajes vamos viendo como era esa sociedad y como se complica la situación en Berlín para los judíos. De la libertad y tranquilidad de los años veinte (con sus fiestas, los  escarceos amorosos, el mundo bohemio de los artistas que sorprenden porque parece que la libertad sexual es algo que se ha inventado ahora) vemos que con la llegada de Hitler al poder llevó a Else al exilio, a pesar de ese sentimiento poderoso que era sentirse alemana (que sobrepasaba con mucho a la profesión de la fe judía, prácticamente inexistente en ella), tener una buena posición económica y estar casada con un alemán. Pero ella era judía a pesar de que siempre sintió atracción por el cristianismo. Hay una escena al comienzo, con un arbolito de navidad, que ya nos dice mucho sobre el personaje.

Y en el libro se tocan muchísimos temas tales como las relaciones de pareja, la (in)fidelidad, la maternidad, la lealtad, la amistad, la libertad, la soledad, el orgullo, la búsqueda de la felicidad etc.. Angelika nos cuenta la verdadera historia de su madre varios años después de que esta muriera. Y lo hacer a través de un diario, cuadernos, o cartas que escribió la propia Else o que recibió. Pero también Angelika nos habla de su vida. Porque ella misma también tuvo que huir a Bulgaria cuando las cosas se pusieron feas en Berlín.

La novela tiene un ritmo pausado, a veces demasiado, y en ciertas ocasiones muy densa. Y esto no suele ser un problema para mí pero me ha dado la sensación de que la autora se detenía demasiado en cosas innecesarias o repetía ideas. Por eso decía al principio que hay que armarse de paciencia con ella. El estilo narrativo, eso sí, es fabuloso. Muy cuidado, detallista y maduro.

Conclusión

En esta ocasión no me atrevo a dar una valoración general a Tú no eres como otras madres, por lo que en esta ocasión no hay estrellitas. La primera parte me encantó, la leí con muchísimo interés. Pero sobre el ecuador de la novela, como ya os he dicho, me desinflé. Aun así creo que es una buena novela para leer. Es interesante y Else fue una mujer muy singular.

15 comentarios:

  1. Me gustó pero es cierto que hay partes que me gustaron más que otras y tampoco creo que esta lectura sea para recomendar de manera generalizada.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Hola!

    Me llamó la atención cuando la leyó Inés pero la fui dejando pasar porque no tenía claro si la iba a disfrutar; la he tenido en mis manos muchas veces pero siempre he acabado decantándome por otro libro...no sé creo que al final quedará en el tintero.

    Un beso

    ResponderEliminar
  3. No me convence del todo así que de momento la dejo pasar
    Besos

    ResponderEliminar
  4. La ponían muy bien y la tenía apuntada, pero ahora después de leerte, no sé, no sé si leerla o no. Bueno de momento, como tengo mucho pendiente, voy a darles salida.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Me cuesta leer novelas que tienen una guerra por medio, es algo que me destroza emocionalmente. He leído muchas de este tipo y ahora dudo mucho al escoger. Siento que el cambio de ritmo te desencantara un poco, pero al menos no te ha dejado un mal sabor de boca, y eso es bueno. Y además te ha gustado el personaje.
    Gracias por tu reseña.
    Besos

    ResponderEliminar
  6. La tenía apuntada pero después de leerte creo que la dejaré ahí, besotes

    ResponderEliminar
  7. Esta novela no me convence demasiado a pesar de que sea una historia real, que me suelen gustar bastante.
    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Lo tengo en la estantería desde que nos tocó en un sorteo organizado por Natàlia, pero todavía no he podido sacar el momento para leerlo. Después de leerte modero las expectativas por si acaso, y a ver qué tal.

    ¡Besote!

    ResponderEliminar
  9. Ni me acerco. Con esa época y contando que te gustó solo la mitad. Eso sí, las portadas de estas editoriales juntas son muy chulas.

    ResponderEliminar
  10. Vaya! pues me quedo con sentimientos encontrados tras leer tu reseña, pues me gusta mucho el argumento y lo que dices de que es un buen libro para conocer la sociedad alemana del principios del siglo XX, además creo que tuvo qu ser una mujer fascinante. Tomo nota del título por si acaso doy con él. Un saludo!

    ResponderEliminar
  11. He estado tentada con esta novela, pero a la vez que me llama hay algo que me frena. Creo que la dejaré pasar al final.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  12. He leído buenísimas opiniones de esta novela, pero... no me llama, no creo que me gustara y hace tiempo que la tengo descartada. Una pena que no haya cumplido tus expectativas al 100%.
    Besos!

    ResponderEliminar
  13. Fue uno de los libros que casi me regalan en navidades, pero al final eligieron otro..Por eso aún no lo he leído porque también tengo altas expectativas con esta historia.

    Else parece un personaje peculiar y sí seguro que a día de hoy su estilo de vida traería consigo muchas críticas.

    Sigo queriendo leerlo pero bajaré expectativas por si acaso.

    Besitos

    ResponderEliminar
  14. Tengo mis dudas con este libro, pese a las opiniones positivas. Creo que me puede pasar como a ti. No lo tengo nada claro. Un beso!

    ResponderEliminar
  15. Yo también tengo dudas con este libro, porque he leído opiniones encontradas. Así que no lo buscaré pero lo mismo en algún momento lo acabo leyendo.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar!